Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar el contenido de la web, proporcionar funcionalidades a las redes sociales y analizar el tráfico de nuestra web. Puedes aceptar el uso de esta tecnología o rechazarla (en cuyo caso tu navegador será enviado a otra página web).

Si sigues navegando por nuestra página web, o pulsas el botón 'Aceptar', estarás asumiendo el uso de las cookies que te detallamos a continuación:

Tipo de Cookie Dominio Descripción
Cookies de sesión edgeent.com Cookies técnicas utilizadas para mantener la sesión e información.
Redes Sociales facebook.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales twitter.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales instagram.com Cookies de Red Social para que puedas visualizar contenido de nuestro sitio web.
Google Analytics google.com Cookies de análisis estadísticos de visitas de nuestro sitio web.

Política de cookies Aceptar Rechazar

Siempre hay un primer paso

Siempre hay un primer paso

7 consejos de Kevin Ross para dirigir La llamada de Cthulhu

La llamada de Cthulhu es un juego con un sabor muy particular, que lo diferencia del resto del mundo rolero. Umbrales a las tinieblas es la herramienta ideal para introducirse en él: no solo por darte varias aventuras pensadas para jugadores novatos, sino porque tienes un montón de consejos útiles para comenzar a dirigirlo, de la mano de uno de sus autores, Kevin Ross. Hoy te los vamos a resumir aquí. 

Decide el estilo

En primer lugar decide el estilo de juego que quieres tener. Aunque los Mitos son la base de todo, La llamada de Cthulhu permite diferentes estilos. Puedes optar por ser fiel a Lovecraft y proponer un escenario fatalista, donde pueden dar las gracias si salen con vida o sin perder la cordura. Las reglas permiten que también sea factible un tono más heroico y acercarlo a un tono Pulp (ver más información en el suplemento Pulp Cthulhu). El tono por defecto de las campañas más célebres del juego es un término medio. Los personajes no son héroes, pero tampoco están condenados y pueden aspirar a salvar el mundo. Hay incluso quien por acercarlo al horror moderno, más agresivo y descarnado. Decide qué aproximación te motiva más a la hora de plantear tu escenario.

Explora la conexión entre personajes

Emplea también algo de tiempo en hablar con tus jugadores sobre sus personajes, y guiarles para crear un grupo coherente y donde cada uno tenga su lugar. Es preferible algo de variedad en sus aproximaciones... Aunque quizá tengáis que trabajar para encontrar un nexo común: para que todo el mundo esté más cómodo, es preferible tener un buen motivo para que esos personajes estén juntos. Compañeros de trabajo, familia, profesor y estudiantes, compañeros de regimiento, amigos de la infancia... Quizá tus jugadores tienen la mejor de las ideas: ¡pregúntales también sobre esto!

Usa un buen gancho para la aventura

Este nexo te ayudará a construir un buen gancho para la aventura. De nuevo, tus jugadores tendrán más fácil metiéndose en sus papeles si parten de una base coherente para todos. Es todo un arte, y los jugadores más veteranos pueden estar hasta hartos tras muchos años. Utiliza las profesiones y el pasado de tus personajes: también PNJs que tengan una relación previa con el grupo. En todo caso, tus jugadores deben poner de su parte: ¡se supone que son investigadores! A veces, si prestas atención al crear el personaje y al presentarlos, podrás tener más ideas, y ellos también deben  lanzar alguna idea a la narrativa.

Usa descripciones creativas

Una gran ventaja a la hora de jugar La llamada de Cthulhu es que tiene unas reglas fáciles de aprender pero tremendamente flexibles, que te permitirán resolver toda clase de situaciones. Ahora, con los grados de éxito, puedes ponerte más creativo describiendo como resultan las acciones. De nuevo, seguro que los jugadores te darán ideas a la hora de representar este tipo de tiradas.

Un ritmo adecuado

A la hora de arbitrar las aventuras, recuerda que en La llamada de Cthulhu, el misterio debería desvelarse poco a poco hasta una terrorífica conclusión. Un evento inusual (un robo, un crimen o agresión, un avistamiento extraño) debería de ser el pistoletazo de salida para ir conociendo a PNJs singulares e ir investigando las diferentes capas, en las que las cosas deberán de ser siempre más complejas de lo que parecían en inicio. Si hay una pista vital, intenta que esta pueda aparecer de más de una manera, para que no sea obviada. Si no, una conversación con tus jugadores o una tirada de idea les puedes poner de nuevo en el camino apropiado... 

Elige bien a los enemigos

Elegir los enemigos correctos es también fundamental. Recuerda que los investigadores son meros humanos, e incluso una persona con un cuchillo o un arma de fuego pueden ser letales. Unos sectarios peligrosos son un rival tan digno y peligroso como cualquier criatura. En cuanto a los Mitos... ¡cuidado con ellos! La mayoría de ellas son invencibles para un ser humano, y de no serlo, siempre serán duras de pelar. Dale a tus jugadores métodos para enfrentarse a ellos, si no físicos, a través del conocimiento. Y en caso contrario, al menos una vía de escape. Si son temerarios, no durarán mucho en este juego: recuérdales que pueden usar los puntos de suerte en situaciones críticas y si es necesario, se piadoso a la hora de describir los resultados. Recuerda que además de amenazas físicas, también hay amenazas a la cordura...

La importancia de investigar

Por último, recuerda que el reunir la información es una parte vital de La llamada de Cthulhu. No la trates como un mero trámite antes del gran clímax. A través de la investigación deberías de conseguir que tus jugadores comprendan el misterio, el alcance del mismo, y darles herramientas para sobrevivir y desbaratar los planes de los villanos. Intenta que tengan que obtener las pistas de diferentes maneras. Algunas pueden conseguirse en bibliotecas; otras, a través contactos en periódicos, universidades, la policía... otras, interrogando a testigos. Quizá en algún caso sean necesarios sobornos, o hasta amenazas...En alguna ocasión puede que tengan que colarse en algún sitio, hacer algo ilegal. O en otros, colaborar con las autoridades o pedir su ayuda.

Por último, recuerda que La llamada de Cthulhu no es un juego de terror al uso, sino que utiliza los recursos y tropos creados por Lovecraft y sus continuadores. Diarios y cuadernos de bitácora, libros prohibidos, ruinas prohibidas, sectas, artefactos extraños y el mundo de los sueños forman parte de su encanto. Al jugar, uno se asoma a un mundo terrorífico, pero también fascinante. No te conformes con menos. Sus criaturas deberían ser siempre únicas y amenazantes: no recurras llamarlas siempre por su nombre genérico. Descríbelas, tanto a ellas como a sus acciones, con adjetivos evocadores y únicos. Anticipa su aparición con señales, sombras, ráfagas de viento. Describe las situaciones no solo con la vista, sino con el olfato, el oído y el tacto... ¿qué puede oler peor que la guardia de unos Profundos?


Umbrales a las tinieblas estará disponible en tu tienda favorita a lo largo de julio de 2020 (más información aquí), ¡no te quedes sin él y haz tu reserva lo antes posible! Si quieres ampliar esta información te aconsejamos visitar su colección para conocer más detalles. 

Suscríbete a nuestro newsletter y no te pierdas ni una sola de las novedades, apúntate a nuestro canal de Telegram y sé el primero en conocer todas las noticias y síguenos en redes sociales (Facebook, Instagram, Twitter, YouTube y canal RSS).

Cuídate mucho y no olvides seguir todas las recomendaciones de las autoridades sanitarias. ¡Ánimo!


Noticias relacionadas



 
Ver más
Ver más
Up