Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar el contenido de la web, proporcionar funcionalidades a las redes sociales y analizar el tráfico de nuestra web. Puedes aceptar el uso de esta tecnología o rechazarla (en cuyo caso tu navegador será enviado a otra página web).

Si sigues navegando por nuestra página web, o pulsas el botón 'Aceptar', estarás asumiendo el uso de las cookies que te detallamos a continuación:

Tipo de Cookie Dominio Descripción
Cookies de sesión edgeent.com Cookies técnicas utilizadas para mantener la sesión e información.
Redes Sociales facebook.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales twitter.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales instagram.com Cookies de Red Social para que puedas visualizar contenido de nuestro sitio web.
Google Analytics google.com Cookies de análisis estadísticos de visitas de nuestro sitio web.

Política de cookies Aceptar Rechazar

Desafía la realidad
ES · FR
 
Cesta de la compra
Tu cesta está vacía.
Haz que tu cesta sea útil: llénala de juegos, libros y mucho más.
No tengáis pesadillas

No tengáis pesadillas

Creando Hellboy: El juego de Tablero, cuarta parte

Continuamos con los artículos escritos por el equipo de Mantic Games sobre el diseño de Hellboy: el juego de tablero. En esta noticia hablamos de los Expedientes de caso.

Para aquellos que no estáis familiares con el Mignolaverso, Hellboy es (a veces) un agente de campo de la Agencia de Inteligencia y Defensa Paranormal. Una organización misteriosa fundada tras la 2ª Guerra Mundial, el A.I.D.P. está dedicada a proteger a la humanidad de todo tipo de amenazas ocultas, desde revueltas de sectas a antiguos dioses, pasando por brujas u hombres lobo. Cuando se enteran de alguna situación similar, reúnen un equipo de agentes expertos y los envían a investigar. Hellboy: el juego de tablero, replica esto en tu mesa, con los jugadores controlando al Equipo A del A.I.D.P. y enfrentándose a amenazas más que series. Me tomó algo de tiempo (y mucho testeo) dar con una manera interesante de representar esto en el juego. ¡Los Expedientes de caso eran la solución!

Cuando abres tu copia de Hellboy: el juego de tablero, encontrarás varios mazos de cartas, y también varios Expedientes de Caso. Cada uno está vinculado a un Caso en concreto (vamos, lo que suele llamarse “escenario”), e incluye varias cartas únicas. Con cada Expediente, recibirás un mazo de Cartas de Encuentro, que determinarán qué hay en cada lugar que explores (esto lo trataremos en el futuro), y posiblemente, otras cartas para que mezcles con el Mazo del Destino o el mazo de Equipamiento (también lo abordaremos otro día). Y lo más importante: encontrarás el mazo de Expedientes de Caso.

El mazo de Expedientes de Caso es algo que deberías tratas con el debido respeto. No es un mazo de cartas normal; para empezar, no deberías barajarlo, ni echar un vistazo. Ocupa un espacio en el Tablero de Cuartel General, y controla el ritmo y el flujo narrativo del juego. Su única carta visible es la superior, y te indicará cuándo debes girarla. El reverso de la carta puede revelar un pasaje a una zona nueva, dando a los jugadores un empujón necesario, o puede contener un nuevo objetivo. ¡Todo es posible!

Algunos Expedientes de Caso pueden “entrar en juego”, lo que significad que se retiran del mazo y se colocan cerca del Cuartel General. Estas cartas muestran un activador, por ejemplo “gira esta carta si todos los agentes son puestos fuera de combate “ o “gira esta carta si el marcador de Información Reunida alcanza 10”.

Con el tiempo, cada mazo de Expediente de Caso llegará a la Confrontación, una lucha final contra un Jefe. Al iniciar el Caso, los jugadores no sabrán necesariamente qué caso van a afrontar: tendrán su información, claro, y puede haber algunas pistas por el camino, para que crean saber con qué se enfrenta, pero... ¿qué sería Hellboy sin unos cuantos giros de guión?

Es más, puede haber múltiples caminos para llegar a la Confrontación. Si Rasputín está trazando un plan malvado en el sótano de una mansión polvorienta, seguro que prefieres encontrarle explorando el tablero... pero si te dejan noqueado, puedes ser despertado por unos cánticos enloquecidos, y encontrarte en medio del círculo ritual, totalmente desnudo. Pase lo que pase durante la partida, el mazo de Expedientes de Caso te asegura que siempre podrás jugar la Confrontación, aunque signifique comenzar con una seria desventaja; así, cada partida termina con un enfrentamiento explosivo, en lugar de con un bajonazo porque has tenido malas tiradas.

Durante el testeo hemos descubierto que es mejor jugar el mismo Expediente de Caso varias veces. La primera vez siempre será especial: al fin y al cabo, te llevarás una sorpresa al descubrir lo que pasa, y eso siempre hace gracia, pero lo normal es que no lo superes. Hellboy: El juego de tablero puede ser difícil, como deben ser todos los juegos cooperativos, así que nos hemos esforzado en hacer rejugables todos los Casos. Cada vez que juegues un Caso, descubrirás que el Mazo del Destino y el Mazo de encuentro se combinan de nuevas formas, creando desafíos diferentes y manteniendo las cosas frescas.

Rob Burban, Mantic Games


Noticias relacionadas



 
Ver más
Ver más
Up