Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar el contenido de la web, proporcionar funcionalidades a las redes sociales y analizar el tráfico de nuestra web. Puedes aceptar el uso de esta tecnología o rechazarla (en cuyo caso tu navegador será enviado a otra página web).

Si sigues navegando por nuestra página web, o pulsas el botón 'Aceptar', estarás asumiendo el uso de las cookies que te detallamos a continuación:

Tipo de Cookie Dominio Descripción
Cookies de sesión edgeent.com Cookies técnicas utilizadas para mantener la sesión e información.
Redes Sociales facebook.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales twitter.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales instagram.com Cookies de Red Social para que puedas visualizar contenido de nuestro sitio web.
Google Analytics google.com Cookies de análisis estadísticos de visitas de nuestro sitio web.

Política de cookies Aceptar Rechazar

Las fórmulas de la magia

Las fórmulas de la magia

En Los Mitos de Cthulhu de Sandy Petersen cualquiera puede usar la magia… Por un precio

“Indefenso, sin armas, y consciente de que cualquier acto de violencia atraería a un ejército de enfermeros, Joseph Curwen había decidido recurrir a su viejo aliado. Inició una serie de movimientos cabalísticos con los dedos, mientras aullaba con voz cavernosa las palabras de una terrible invocación: —Per Adonai Eloim, Adonai Jehova, Adonai Sabaoth, Metraton... ... los perros de la vecindad comenzaban a aullar y un viento helado se desataba de pronto sobre la bahía...”. 

 

—H. P. Lovecraft, El caso de Charles Dexter Ward 

Lovecraft tenía una visión única de la magia. En su enfoque, técnicamente, la magia no era sobrenatural, sino que seguía unas reglas naturales, pero todavía desconocidas. Sus creaciones no procedían de ningún tipo de paraíso o infierno como el de algunas religiones, sino que surgían de otras dimensiones o distantes lugares recónditos del universo Los Mitos de Cthulhu de Sandy Petersen.

Fueran cuales fuesen sus orígenes, para los mortales es posible dominar y utilizar la magia de los Mitos. A veces redundará en su beneficio, aunque es habitual que culmine en su ruina. Muchas de las criaturas lovecraftianas se atienen a leyes naturales muy distintas de las que gobiernan el mundo de los mortales, lo cual explica que puedan ser controladas o dominadas por reglas diferentes. 

Por eso cuando usemos la magia en cualquier aventura de Los Mitos de Cthulhu de Sandy Petersen es recomendable actuar con precaución y avanzar poco a poco, siempre alerta a las amenazas que aguardan ocultas. Una exposición excesiva a las ciencias alienígenas puede sobrecargar la mente y las capacidades mortales. Si sopesas explotar las posibilidades de la magia de los Mitos, ten en cuenta los riesgos. También debes ser consciente de que emplear estos poderes correctamente puede conferirle a un personaje la capacidad de enfrentarse a los horrores de los Mitos e incluso doblegarlos en alguna ocasión. Si estás dispuesto a correr los riesgos que te esperan al explorar sus secretos... 

Algunos conjuros concretos enumerados en Los Mitos de Cthulhu de Sandy Petersen presentan una etiqueta especial: son fórmulas. Este tipo de conjuros se basan en principios universales, gracias a los cuales funcionan incluso para quienes no tiene la capacidad de lanzar conjuros. La magia formulaica exprime la ciencia y las matemáticas más allá de la comprensión mortal, como fuente de energía para lanzar conjuros muy especializados. 

Sin embargo, la mayoría de las fórmulas se guardan en oscuros tomos que los eruditos rehúyen y en las mentes de peligrosas y excéntricas figuras, que saben más de lo que les convendría acerca de los secretos de la realidad. Por regla general, estos conjuros requieren conocimientos de ciencias alienígenas, matemáticas extradimensionales e iconografías incomprensibles de las fuerzas cósmicas que laten bajo la piel de los Mitos… Y por eso mismo implican el riesgo de fracasar. 

Lanzar un conjuro como fórmula implica superar pruebas de característica como parte del proceso de la conjuración. Cuando el lanzamiento de un conjuro como fórmula fracasa, se desatan fuerzas inconmensurables, que provocan destrozos psíquicos y físicos terribles para ti y los demás lanzadores. 


Noticias relacionadas



 
Ver más
Ver más
Up