Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar el contenido de la web, proporcionar funcionalidades a las redes sociales y analizar el tráfico de nuestra web. Puedes aceptar el uso de esta tecnología o rechazarla (en cuyo caso tu navegador será enviado a otra página web).

Si sigues navegando por nuestra página web, o pulsas el botón 'Aceptar', estarás asumiendo el uso de las cookies que te detallamos a continuación:

Tipo de Cookie Dominio Descripción
Cookies de sesión edgeent.com Cookies técnicas utilizadas para mantener la sesión e información.
Redes Sociales facebook.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales twitter.com Cookies de Red Social para que puedas compartir contenido de nuestro sitio web.
Redes Sociales instagram.com Cookies de Red Social para que puedas visualizar contenido de nuestro sitio web.
Google Analytics google.com Cookies de análisis estadísticos de visitas de nuestro sitio web.

Política de cookies Aceptar Rechazar

Desafía la realidad
ES · FR
 
Cesta de la compra
Tu cesta está vacía.
Haz que tu cesta sea útil: llénala de juegos, libros y mucho más.
El mundo está lleno de quejicas

El mundo está lleno de quejicas

Anunciamos el regreso del original juego de rol Fiasco

Son personas comunes, corrientes. El dueño de un garaje, un panadero, un vulgar contable… Llevan una vida ordinaria, sin altibajos, junto a sus cónyuges o sus gatos. Pero entre la normalidad y la mediocridad de la existencia de una persona solo hay un paso, normalmente psicológico. A menudo son las circunstancias las que nos conducen a ese abismo, al Fiasco. Un acreedor que te presiona, un paquete encontrado en el parque a la hora del almuerzo, una mujer joven que pide ayuda…

Estos personajes saldrán la tan cacareada zona de confort y harán planes que consideran geniales, brillantes y sencillos para intentar aprovechar las circunstancias que les han venido dadas para medrar. Pero ¡oh, sorpresa! La gente corriente no está hecha para lo extraordinario, de modo que lo que parecía sencillo se convierte en tragedia o en el mejor de los casos en un periplo tragicómico. Su destino les arrastra como un torbellino inexorable en el que ya son incapaces de controlar nada. Los hermanos Cohen cuentan estos procesos humanos de manera impecable en películas como Fargo o El Gran Lebowski o en Un plan sencillo de Sam Raimi.

Pues sí, Fiasco es todo eso y mucho más. Un juego de rol diferente, especial, completamente loco. Un clásico que vuelve con la misma fuerza de siempre y con tres nuevos volúmenes de escenarios. Será, como no podía ser de otra manera, el día de las bromas por antonomasia: el 28 de diciembre. Y es que eso es Fiasco, la constatación de cómo el destino se burla de todos nosotros. Un juego de rol sin director de partida, para el que no necesitas preparación ni nada más allá de unos cuantos dados. Dos dados negros más dos blancos por jugador y ya puedes comenzar a jugar, como en la propia vida.

Una partida de Fiasco se compone de las fases de Preparación, Primer Acto, El Giro, Segundo Acto, Las Consecuencias y la fase de Locura Opcional. La duración estimada de todo ello oscila entre las dos horas y el infinito si los jugadores son particularmente habladores. El escenario puede ser desde una ciudad perdida en los EEUU, el salvaje oeste, los suburbios de una tumultuosa ciudad… y vosotros encarnar desde a un equipo deportivo que se reúne los domingos a un grupo de criminales arrepentidos.

Cada jugador interpretará dos escenas por acto en Fiasco. Para ello antes debe crear su personaje, que tendrá relaciones con el resto, objetivos, necesidades y toda una serie de particularidades que están en parte determinadas por el azar aunque tú tienes la decisión final entre las opciones disponibles. Y es que al final eres tú quien tiene que darle cuerpo y voz, interpretarle. Para interpretar una escena tienes dos opciones: o bien explicas tú la historia y tus compañeros de partida te dan un dado que indica si el final debe ser triste o feliz o bien son ellos los que te cuentan la historia pero tú determinas cómo acaba la situación.

El Giro argumental, la confusión, el caos narrativo llega a Fiasco entre los dos actos principales. Un evento que trastocará tus planes, un acontecimiento que solo los dados determinarán si tiene una resolución positiva o negativa para vosotros. Una experiencia única que te permite adentrarte en el mundo de la comedia negra, un género que abunda en la literatura y el cine de Occidente desde hace muchos años. Métete en la piel de estos perdedores, estos héroes de lo ordinario cuyo destino a veces parece una broma. Esto es Fiasco, y vuelve por la puerta grande a poner patas arriba tu existencia.


Noticias relacionadas



 
Up